6 minutos bastan para destruir el nacionalismo catalán

Hacía tiempo que no se veía nada igual en la tele subvencionada por la Generalitat

 

Borrell sereno, señor, firme, tranquilo. Es una apisonadora que pasa por encima de un Junqueras nervioso, acorralado, cutre, rendido y desesperado. Al final dan ganas de llamar a la ambulancia. Fue hace unos días en 8TV y es ya parte de la historia de la derrota del separatismo.

Pase, disfrute y divulgue. Si sus amigos ven esto, adiós al nacionalismo.

Dolça i borrelliana Catalunya…

Hispanista revivido.