Una visita organizada en secreto, decidida a último minuto

 

A su llegada el ministro Hammond dijo: “Cuba entra en en perído de cambios sociales y económicos significativos”. Lo que significa que Iglaterra también apuesta por la economía y no por los derechos del pueblo cubano.

Philip Anthony Hammond, secretario de Estado para las Relaciones Exteriores y de la Mancomunidad del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, y primer funcionario británico de ese rango que llega a Cuba desde el triunfo de la Revolución, dijo estar «encantado» por su visita oficial a la Isla y respondió que la posición de larga data de su país sobre el bloqueo de Estados Unidos a Cuba es «recomendar su levantamiento».

«Tenemos fuertes relaciones bilaterales entre nuestros dos países, y el Reino Unido también apoya firmemente el desarrollo de las relaciones entre la Unión Europea y Cuba», afirmó el visitante antes de señalar que analizó con su homólogo cubano «los objetivos comunes para ampliar y mejorar esas relaciones bilaterales en los próximos meses y años».

En la sede de nuestra Cancillería, Hammond fue recibido por el ministro de Relaciones Exteriores cubano Bruno Rodríguez Parrilla, quien le comentó que, para Cuba, las relaciones con el Reino Unido constituyen una prioridad, igual que los vínculos con Europa.

«Hemos tenido progresos significativos en materia de intercambios culturales, deportivos, comerciales, de turistas británicos en nuestro país, y disponemos también de un provechoso mecanismo de diálogo bilateral y de intercambio entre Cancillerías», dijo Bruno.

Nuestro Canciller agradeció a Reino Unido la contribución al «progreso significativo con la Unión Europea», con la firma de un Acuerdo de diálogo político y cooperación.

El visitante firmó, como titular del Ministerio de Relaciones Exteriores y de la Mancomunidad del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, cuatro memorandos de entendimiento con los ministerios cubanos de Energía y Minas, Educación Superior y Cultura, así como con el Banco Central de Cuba (BCC); documentos rubricados respectivamente, por la parte cubana, por los ministros Alfredo López Valdés, Rodolfo Alarcón Ortiz y Julián González Toledo, y por Arnaldo Alayón Bazo, vicepresidente del BCC.

Los memorandos de entendimiento están dirigidos a fortalecer la cooperación en los sectores energético, de la educación superior, la cultura y en la rama financiera y los servicio profesionales.

Hammond dijo avizorar «un fortalecimiento del diálogo bilateral en el que podamos abordar temas de interés mutuo con un espíritu constructivo en la medida en que avanzamos en pos de una cooperación mayor, respaldada por mayor nivel de comercio, relaciones económicas y turistas», y calificó la Ley de inversión extranjera cubana como un buen comienzo en ese camino.

«Existen posibilidades para seguir desarrollando la esfera del turismo, y espero que en los próximos años puedan ver el aumento de los turistas de Reino Unido viniendo a Cuba de vacaciones», declaró el Canciller británico.

Deja un comentario