Román Baldorioty de Castro: “los pueblos cuando pierden la esperanza, o se degradan o suicidan”

El concepto de la autonomía pertenece a la Antigua Grecia. Para el filósofo Cicerón autonomía tenía que ver con autoregulación y darse leyes propias. La palabra griega “auto” significa uno mismo, mientras “nomos” quiere decir ley y costumbre.

Ni los romanos ni los medievales utilizaron el término para la política o forma de gobierno. No es después de la Revolución Francesa que la autonomía vuelve a tener vigencia, desde un punto filosófico, y más tarde, en el Siglo XIX de nuevo en la política. El historiador Bockenforder en ese Siglo XIX usó la palabra autonomía para describir en la situación en la que quedaron algunas ciudades griegas dentro del Imperio Romano. Es desde entonces que Baldorioty de Castro adopta y rescata esta opción política para las circunstancias particulares de Puerto Rico bajo el absolutismo español.

Algunos confunden la autonomía con la soberanía que definía Bodino (1853), pero la soberanía es independencia, y la independencia es estática, radical y definitiva. No es flexible, ni relativa, ni dinámica, en resumen, no se adapta o acopla al mundo dinámico del presente Siglo XXI de confederaciones como la Unión Europea o el Commonwealth de Inglaterra, Canadá y Australia.

Podemos ver en un diccionario de francés y alemán de 1596, según Littré, como por primera vez se define la autonomía modernamente. En el idioma catalán, según Coromines, relaciona su uso, cerca del 1868, con el político español Pi Margall. Pero todavía en esa época no se menciona a Puerto Rico en consideración de la autonomía.

Ya Ramón Power y Giralt, diputado a las Cortes Españolas de Cádiz de 1809 a 1813, en un discurso suyo del 14 de octubre de 1810 en las cortes gaditanas puede verse el “embrión autonomista”. Power (se pronuncia PoVęr, NO Pauher) hablaba de “una sola nación y una sola familia, que los ultramarinos son iguales en derecho a los de la península (España).” Ramón Power y Giralt era liberal y puertorriqueñista, a la misma vez que veía a la Península Española con Puerto Rico como “una sola nación”, así nació la puertorriqueñidad, reconociendo la igualdad, más nunca la separación o división independentista tan ajena, hasta el día de hoy del espíritu puertorriqueño.

Con Román Baldorioty de Castro nació el autonomismo puertorriqueño, cuando éste rechaza la invitación que le hiciera Betances por creer firmemente en los métodos pacíficos, legales y la evolución natural de la voluntad puertorriqueña. Dijo Baldorioty siendo diputado de las Cortes Españolas: “Puerto Rico tiene hambre y sed de justicia…, dentro de la legalidad nacional (incluyendo a España)…, aquí reclaman sus representantes sus derechos,… y si la suerte le es adversa, pierde la esperanza, por un pugilato desigual o imposible, temo su desgracia, porque los pueblos como los individuos, cuando pierden el último rayo de esperanza, o se degradan o se suicidan…”

Fue Baldorioty, en mi humilde opinión, más que un prócer, un profeta. Pues hoy, al recordar cuando dijo que: “los pueblos cuando pierden la esperanza, o se degradan o suicidan”, vemos nuestro pueblo degradado en el colonialismo vulgar del reggaetón niuyorican, con aspiraciones al suicidio nacional en el “pugilato imposible” de la transculturación estadista norteamericana.

Así pues, del ideario político autonomista de Baldorioty, ya desvirtuado, tergiversado y profanado, del gobierno propio y costumbres, que no es otra cosa que la cultura, hoy existe el Partido Popular Democrático. Aunque subordinado por Washington, y sin esperanza de consumación por la incompatibilidad con el estado de derecho estadounidense. Y de la igualdad y misma nación que heredó el Partido Nuevo Progresista, queda la aberración de la asimilación por una nación ajena y diferente a nosotros. Hecho que pretenden ignorar las masas incultas en favor de la satisfacción de las necesidades más primitivas que no nos diferencia de los animales.

De esos votos inconscientes de una multitud ciega, nos queda una fuerza bruta que sustituye la razón y la justicia por la misma aclamación popular y democrática con que salvaron a Barrabás para condenar a Jesucristo. Si existiera una sola alma superior en la clase política actual, que antepusiera su codicia insaciable del poder en favor de los derechos constitucionales y bienestar del pueblo, y a su rebaño irreflexivo pudiera guiar hacia la autonomía, única y verdadera vocación del puertorriqueño. Y a sabiendas, de que la misma no tiene futuro con los Estados Unidos, y que la estadidad nunca ha recibido un solo proyecto de apoyo desde Washington. Nos destruye el posponer el proyecto nacional, el mismo que nació con España, mismo que en menor medida también tiene que mirar al resto de Hispanoamérica. “Porque SOMOS una misma nación, porque es nuestra familia.”

1 Comentario

  1. En los años 30 el lider independentista porto-riqueño el maestro Pedro Albizu Campos decia de los
    norte-americanos “Les intereso la jaula,pero no los pajaros” Pedro Albizu se convirtio en la conciencia de
    Puerto-Rico, en la Cruz de San Juan Bautista a los hijos de la Boricua.
    Para justificar la obtencion de territorios, que no les pertenecian, los norte-americanos incorporaron a
    las nuevas exsigencias de sus burgueses los principios de la tradicion “Calvinista Puritana” a la que
    cristalizaron en su polemico “Destino Manifiesto” con sus argumentos sobre esta forma, podian
    condenar a un pais como el español,al ostentar en su realizacion que daba pruebas de su falta de
    progreso en lo material y en lo politico. El año 1845 John O. Suvillan, publica en el periodico
    ” Democratic Review” de corte anexsionista, un articulo sobre la anexsion de Tejas, y de las provincias
    de ultramar españolas de las Antillas (resaltar que eran provincias de Ultramar de España como
    lo son en la actualidad las islas Baleares y las Canarias, la que la Constitucion del año 1812 en
    el primer articulo dice: Son todos españoles en “Ambos Emisferios” y no colonias como dicen las
    malas lenguas) a la que justificaba su desmenbracion en el nombre del Destino Manifiesto, al que
    se representa en el cuadro pintado por el aleman John Gast en el año 1871 llamado”El Progreso
    de los EE.UU. se representa la idea con creencia de que la Nacion Norteamericana, en expandirse
    desde el Norte hasta el Sur del continente americano al que sus partidarios de ideas anexsionistas
    se manifiesta de forma certera, al que se resume la frase: “Por la Autoridad Divina y por Dios”
    el origen de la expresion del cuadro es una bella mujer angelical representada en el icono
    norte-americano de su Estatua de la Libertad,personificando a los EE.UU. en el siglo XIX llevando
    una luz civilizadora, junto con los colonizadores anexsionistas, con la que va trazando lineas
    electricas y el ferrocarril mientras viaja, la que los indios americanos, y los animales salvajes
    huyen despavoridos de su Luz Divina hacia la oscuridad.
    La frase acuñada por John O.Suvillan, como linea politica, resume la idea”Providen-cilistas” a la
    que convierte a la nacion norte-americana, en el pueblo elegido en la llamada Area de la Libertad”
    al que servia en justificacion, en que la nacion norte-americana se estableciera en tierras y anexsionara
    con creencia de que estaban “Oprimidas y falta de libertad por potencias europeas” ( Cuba Puerto-Rico
    Filipinas, Guam las islas Marquesas) se basa en el proyecto expansionista ingles del siglo XVI de
    su iglesia “reformada” a la que utilizaron en sus ataques al proyecto español. En el siglo XIX los
    EE.UU.secularizaron los argumentos religiosos y esclavistas de Cuba y Puerto-Rico con la forma de
    esgrimirlos a favor de un incipiente y fuerte nacionalismo independentista a lo que cualquier norte-
    americano amparado en los disparates de textos de sus periodicos, podian lanzar sus piedras en
    contra del regimen español en las provincias Antillanas de Ultramar españolas al convencimiento
    de sus bondades, al disfrazarlas en libertadores al que ofreciendo su cultura, al contrastarla con
    la del mundo hispanico, se basa en la teoria” Libertaria y Democratica” de tipo regeneradora a lo que
    el pueblo de EE.UU. es el “Pueblo Elegido por Dios” al que se le es permitido en la tierra, a que los
    pueblos con la carencia de principios democraticos y libertad republicana como argumentos de
    apoyo en anexsion y expansion en las Antillas Caribeñas y Filipinas, con ideas que forman parte
    de la opinion publica del pueblo norte-americano, que considera de forma indispensable en consolidar
    su expansion economica la postura anexsionista y el interes de la prensa norteamericana en los
    conflictos, esta es la postura anexsionista en todas sus variantes, la prueba de ello se contempla
    en la Enmienda Pratt y en la Doctrina Monroe, elaborada por por el sexto presidente John Quinci
    Adams, atribuida a otro presidente James Monroe 1823 en el lema ( America para los Americanos)
    Entre estos “valores o principios” sobresalen el individualismo,el pracmatismo,, el utilitarismo, y el
    materialismo en disfrazarlos asi, como principios de libertad y democracia a lo que unidos estos componentes ideologicos se expresan y reflejan claramente en la Doctrina del Destino Manifiesto
    (Manifest Destiny en ingles) a la que cabe preguntarse ” que mision es la que tiene que realizar
    el pueblo estadounidense” al que se consideran que tienen un designio preordenado,a la que se
    consideran destinados en realizar una labor a traves del mundo al que el destino de este pueblo
    ha sido trazado por la mano de Dios al que se ha escogido la “divina providencia” para el desarrollo
    en el tipo elevado de libertad y civilizacion al que otro pais nunca haya alcanzado, en la consecuencia
    de la tesis de que los anglo-sajones, en terminos politicos, puede entenderse, como en cumplir
    una mision y tarea en realizar o bien en tomar un camino ineludible a lo que puede inferirse que los
    EE.UU. se consideran poseedores de la “verdad” frente a otros pueblos o naciones y actuan conforme
    a esta creencia, les corresponde un Destino Manifiesto, para el cual con precepto de ser elegidos
    por Dios al ser llamados a ser instrumento divino en llevar a cabo la regeneracion moral, y politica
    del mundo, derivandose de una tarea que cumplir, no solo de servir como modelo y guia para las demas naciones en los beneficios y alcances de civilizacion, al que se expresa el dogma de ambicion suprema.
    La imagen nacional de los EE.UU que tienen de si mismos en el proteccionismo y defensores de la
    legalidad, la libertad ,la democracia,en el fundamento en creencia que poseen una “superioridad moral”
    ( al ser el pueblo elegido por Dios) con esta creencia de suposicion, les ha permitido la justificacion
    de “intromision” en los asuntos internos de otras naciones (que no son elegidas por Dios) en actitud
    de violencia contra ellas, en cuanto la relacion con otras naciones, los EE.UU. tiende en el manejo
    de sus relaciones exteriores como si se tratara de una cruzada moral o en justificar su accion los
    argumentos ya sea la “nacion fuerte en proteccion al debil” lo que se puede constatar en las naciones
    Antillanas, y el Sur del continente o en la “lucha contra el mal” para la defensa, la libertad y seguridad
    del mundo. En las relaciones de EE.UU.preve infinidad de ejemplos en su politica del Destino Manifiesto
    como la Doctrina Monroe 1821, a la que ninguna nacion independiente del continente americano
    debia de ser sometida por europeos o asiaticos, a lo que EE.UU intervendra si considera que son afectados sus intereses, como paso en la isla cubana en la Enmienda Pratt en 1901. La tradicion
    cultural estadounidense, esta constituida por emigracion de calvinistas, establecidos en la costa
    Norte del Atlantico (antigumente las 13 colonias) siendo el puntillismo calvinista, una iglesia derivada
    del protestanismo a la que emigraron otras gentes de otras iglesias y culturas protestantes como:
    anabaptistas,cuaqueros,presbiterianos,evangelistas,mormones ,menonitas, amish,ect.ect. que
    desembarcaron en 1626 con creencia de una tierra prometida”La Nueva Israel”·en America idea
    que arraigo en la imaginacion al grado de que en 1776 la creacion del sello nacional al que Benjamin
    Franklin, y Thomas Jefefferson, representaron la inmagen de tierra prometida, al que el ministro
    puritano calvinista John Cotton escribio en 1630 ” Ninguna nacion tiene el derecho de expulsar a otra
    si no es por el designio especial del Cielo,como el que tuvieron los israelitas, a menos de que los
    NATIVOS obraran de forma y manera INJUSTA, siendo en ese caso tendra la nacion norte-americana
    entablar legalmente una guerra con la nacion referida y someterlos” ( La guerra Hispano-Norteamericana)
    a la que con esa manera de argumentacion teologica los EE.UU. se prestaron primero en poseer a toda
    America del Norte y con posterioridad posaron los ojos en las bellas y calidas Antillas Españolas y los
    dominios de las Filipinas,Guam,el Centro y el Sur del Continente Americano al considerar a estos territorios de su esclusividad, es decir una “posesion natural” al que con el paso del tiempo las fronteras del Continente Americano les parecieron “insuficientes” dedicando a proveerse en zonas de una
    influencia estrategica en diferentes partes del mundo.
    Posdata de Opinion: Pienso de que nadie esta por encima del Bien o del Mal. No exsiste un solo modelo
    de Democracia, de Derechos Humanos, y de una Expresion Cultural para todo el Planeta. Para el mundo
    o el planeta tierra, tiene que haber Democracia, Derechos Humanos,Diversidad de Opiniones, y una
    Libre Expresion Cultural en las Ideas.

Deja un comentario