Bicitaxis pineros en el ojo del ciclón

Las redadas contra los cuentapropistas se han convertido en un fenómeno cotidiano en la isla. Llegan, detienen, multan y decomisan la mercancía de los vendedores, que no tienen manera de defenderse

Llaman a delatar a los choferes inescrupulosos en Isla de Pinos

 

Como parte de la implementación de los Lineamientos de la Po­lítica Económica y Social aprobados por el VI Con­greso del Partido Comunista de Cuba, las actividades del trabajo por cuenta propia crecieron y entre ellos un transporte alternativo: los bicitaxis.

Si bien es cierto que suman 232 trabajadores pineros con licencia operativa del transporte para tener y conducir esos medios, la cifra no es absoluta, se sabe que existe un personal que conduce ilegalmente y entre las principales violaciones en las cuales incurren están el no poseer la inspección técnica, tenerla vencida o desactualizada y transportar pasajeros sin documentación.

Ante el incremento de estas manifestaciones negativas, los órganos estatales del municipio especial refuerzan la labor de inspección y aplican las multas a partir de las violaciones del decreto 193, que regula las contravenciones sobre la vialidad, el control técnico, el registro de vehículos, la preparación de los conductores y la licencia de conducción.

También se comprueba que se incumple el contenido del decreto 261 que exige la documentación requerida, no parquear en lugares prohibidos y enseñar los documentos que acreditan que es el propietario y único autorizado para conducirlo, ya que se dan casos en que el vehículo lo prestan o alquilan, proceder ilegal que puede llevar a aplicar medidas drásticas como el decomiso del bicitaxi.

Pero esta indisciplina no solo se resuelve con un cambio de conducta del portador del transporte, sino de la respuesta consciente del pueblo para que en la comunidad donde vive esta persona, reciba la orientación y conozca que existen legislaciones que cuando se violan cae el peso de la ley sobre el infractor.

Los Inspectores Estatales del Transporte y de la Dirección Integral de Supervisión impusieron  629 multas, con más de 46 000 pesos ingresados al presupuesto del Estado por ese concepto, sin embargo, las violaciones continúan aunque en número menor, lo que exige sostener el control.

No es eliminarlo, porque resuelven el movimiento de las personas. Usarlo depende de la voluntad del viajero, pero acogerse a las leyes es obligación de los conductores de bicitaxis.

Operativo policial en Playa

Un operativo este miércoles en el municipio Playa culminó con el arresto de más de una decena de vendedores por cuenta propia, multas de 1.500 pesos y la confiscación de los estantes y carretillas que usaban en áreas como La Puntilla, La Copa, el Centro Comercial de 22, y el de 5ta y 42, para exponer sus venta.

El reportero ciudadano Vladimir Turró dijo a Marti Noticias que la redada contra carretilleros, vendedores de viandas, especias, palos de escobas, colchas de trapear y útiles para el hogar, entre otros artículos, la realizaron policías e inspectores vestidos con ropa de civil.

Por su parte, un cuentapropista que trabaja en el área, y que pidió el anonimato, dijo a Martí Noticias que las personas vestidas con ropa de civil llegaron como si fueran a comprar algo, y cuando los vendedores procedieron a la venta les mostraron el carnet de inspectores y policías y procedieron a ocuparles los artículos y las carretillas donde exhiben sus ventas.

“Las razones que exponen para multar y detener es que estamos fuera del área establecida para realizar las ventas“, dijo el hombre de 39 años de edad que en otras ocasiones ha sido multado a 1.500 pesos por exponer su catálogo de venta de artículos.

Las regulaciones para la venta por parte de los cuentapropistas establece que no pueden permanecer en los alrededores de centros comerciales como La Puntilla, el de 5ta y 42, y el mercado ubicado en la calle 70, “por eso es que nos multan cada vez que nos sorprenden por esa zona”, explicó.

“Esos operativos cada vez son más frecuentes”, asegura el hombre.

“Durante esta semana he visto aquí en Playa los casos de tres vendedores, el martes cuatro, y ayer miércoles todos fueron multados, detenidos y sancionados con actas de advertencia.

El hombre denuncia que es un abuso lo que les hacen, pero asegura que tienen que arriesgase y volver al área a trabajar porque “no nos queda otra opción para ganarnos la vida“.

Hispanista revivido.