El pueblo de Lampedusa recibió hoy la Cruz del Milagro, regalo de Cuba que el papa Francisco donó a esa isla italiana, uno de los sitios más golpeados por la crisis migratoria que afecta a Europa, indicó el diario La Sicilia.

Durante la entrega, el cardenal Francisco Montenegro significó que al otorgar a la localidad esta obra, obsequiada por el presidente cubano Raúl Castro al Sumo Pontífice en septiembre de 2015 durante su visita pastoral a ese país, el Papa reconoce a quienes dan refugio y hospitalidad.

En la santa misa oficiada a las 11.00 hora local de este domingo en el marco de la Jornada Mundial del Migrante y el Refugiado, el Arzobispo de Agrigento resaltó el valor de esta realización del artista plástico cubano Alexis Leyva, Kcho, que representa a Cristo en una cruz de remos.

El cardenal calificó de bella inspiración, con un valor particular,  a la escultura en madera, estucada y policromada, a la cual denominó el Cristo del Mediterráneo, de los pescadores y migrantes, señaló la fuente.

Lampedusa, la mayor isla del archipiélago de las Pelagias, en el mar Mediterráneo, está ubicada 205 kilómetros al suroeste de Sicilia, punto medio entre Italia, Túnez y Libia y destino de inmigrantes que llegan desde el norte africano, miles de los cuales murieron en 2015 al tratar de alcanzar la costa europea.

Deja un comentario