Cuando los Reyes españoles gobernaban Puerto Rico

Antes de llegar los gallegos a nuestra isla, los indios taínos vivían felices en esta bendita tierra

 

 

Ellos cultivaban la yuca, pescaban, jugaban el batú (pelota), fornicaban a cualquier hora y luego de cada acto se bañaban en el río. En sus areítos (bailes) fumaban una mata alucinógena que le elevaba el espíritu para evocar a su dios Yukiyú.

Un buen día, del año 1493, llegaron los españoles a joderle la existencia a los taínos, y en pocos años, se los jodió la calidad de vida; los españoles los obligaban a consumir una dieta inadecuada a sus costumbre; los agotaban con el trabajo excesivo; le coartaban su libertad y le imponían un patrón de vida desconocido. Lo peor de todo, los contaminaron con enfermedades contagiosas y, en menos de un siglo desaparecieron los taínos de la faz de la tierra.

A partir del 1518 los españoles introducen la epidemia de la vihuela a la isla en la que murieron cientos de indios taínos. En el 1526 el rey Carlos I autorizó el establecimiento de una casa de putas para evitar que los españoles se tiran a las mujeres indígenas y de esa forma evitar el mestizaje. Este acto racista provocó las primeras enfermedades veraneas en la isla.

Durante el siglo XVIII, la población sufre las enfermedades del tétano, fiebres agudas, catarros, neumonía, tumores y el sarampión. Y la peor de todas las enfermedades contagiosas, en especial, la lepra en el 1856 en el poblado de San Germán. Más tarde, la cólera, en la que murieron mas de 23 mil personas que infectaron a mas de 40 mil personas y de ellos 6 mil esclavos. En el 1869 nos atacó la vihuela y la fiebre amarilla donde murieron mas de 700 personas.

Durante la época american se introducen otras modalidades de enfermedades contagiosas en nuestra isla como: la tuberculosis, el chancro, la sífilis, el herpes, el genoma, la gonorrea, las ladillas, el sida, la clamidia, el dengue, la influenza, la chikuncuya y el sika de reciente gestación.
La historia de nuestra isla está colmada de macacoas, enfermedades y epidemias que han sido superadas.

Lo demás es historia.

Hispanista revivido.