Fueron devueltos el miércoles a Bahía de Cabañas, en Cuba.

La Guardia Costera estadounidense repatrió a 50 inmigrantes cubanos que fueron interceptados en el mar en precarias balsas, en cuatro incidentes separados en menos de una semana, informó la entidad este jueves. Los balseros fueron devueltos el miércoles a Bahía de Cabañas, en Cuba.

En el lapso de cinco días, las autoridades detuvieron a las cuatro embarcaciones cerca de la costa de los cayos de Florida, que se encuentra a unos 150 km de Cuba.

La primera balsa, con 8 inmigrantes, fue detectada el 6 de junio. Al día siguiente, otros 10 cubanos fueron localizados en el mar en precarias embarcaciones. Los últimos dos casos se produjeron el 8 de junio (9 personas) y el 10 de junio (5 balseros).

Otros cuatro balseros lograron llegar a las costas de Florida el martes, lo que les permitirá permanecer en el país, informó la prensa local. Según las leyes estadounidenses, los cubanos que pisan territorio estadounidense pueden quedarse y disfrutar de beneficios migratorios especiales, pero si son interceptados en el mar son devueltos a la isla.

El temor a que esos beneficios se pierdan llevó a un aumento del flujo de balseros cubanos hacia Florida desde que Washington y La Habana anunciaron en diciembre un acercamiento tras medio siglo de enemistad. Pero las leyes migratorias siguen vigentes, recuerda la Guardia Costera.

Deja un comentario