Extraordinario interés del público habanero por la cultura española

Quedó demostrado con la concurrida asistencia que abarrotó la sala Avelladena del Tetro Nacional con motivo de la graduación de una escuela de danza española

  • 3000 personas asistieron a la graduación de la escuela de danza de la asociación Monterroso y Antas de Ulloa

Con sendas presentaciones los días 11 y 12 de junio en la Sala Avellaneda del Teatro Nacional de Cuba finalizó el Curso 2016 en la Escuela de Danzas y Música de la Sociedad ‘Monterroso y Antas de Ulla’ en la capital cubana

Asistieron a las funciones cerca de tres mil personas, entre asociados, familiares de los alumnos y público en general, estando presididas por el titular de la entidad, Yurkins Tejero, y la secretaria, Yeny Leyva.

Las vistosas galas fueron dedicadas por el colectivo docente a la familia “como eje fundamental de la sociedad” y “contra la violencia infantil y juvenil”. Durante dos días, más de 300 estudiantes de ambos sexos integrados en 18 grupos temáticos participaron en 37 coreografías, todos, bajo la dirección de ocho profesores, acompañados la Agrupación Musical ‘Ritmos del Alma’ y la Banda de Música Folclórica ‘Ponte Pedriña’.

Inversión de la Xunta en 2014

La Xunta ha creado un Centro de Día para acoger a gallegos mayores con necesidades. El 2014, Beatriz Mato Secretaria de Trabajo y Bienestar, visitó la institución. Recorrió el viejo edificio ubicado en el popular barrio del Lawton, en el municipio capitalino de 10 de Octubre, que en sus orígenes fue una barriada obrera con fuerte presencia de emigrantes gallegos y de otras regiones de España.

La sociedad tiene 1.200 socios, de ellos 500 son españoles, explicó Yurkins Tejero, presidente social de la entidad galaica.

Tras la visita a Monterroso y Anta de Ulla, en la sociedad Rosalía de Castro, la conselleira, firmó un convenio con el presidente de la Federación Gallega de Cuba, Sergio Toledo; y Antonio Rodríguez Miranda para otorgar y transferir a La Habana 40 mil euros necesarios para la reparación del edificio social de la sociedad y la construcción de un Centro de Día. La infraestructura será dirigida y gestionada por la Federación de Sociedades Gallegas de Cuba.

En este futuro centro de día se promoverá el bienestar integral de los mayores y sus familias, favoreciendo su integración y participación en la sociedad. Para ello, se organizarán en el centro actividades de estimulación y prevención de la dependencia, ofertándose a los usuarios atención social individualizada y alimenticia, a través de un comedor que estará subvencionado, así como atención a la salud e integral con programas de rehabilitación y estimulación física, cognitiva y relacional.

Los destinatarios de estos programas serán las personas de origen gallego o descendientes de éstos hasta el primer grado de consanguinidad, con nacionalidad española y residentes en la provincia de la Habana.

La secretaria cree que la creación de esa institución en el barrio popular del Lawton beneficiará a los mayores de la emigración, la comunidad, y en particular a mujeres y niños, y agradeció ser invitada a la sociedad para conocer de cerca el trabajo que realizaron en la localidad los emigrantes gallegos que arribaron a Cuba  a principios del siglo XX.

 

Hispanista revivido.