Madrid, 1 de marzo de 2017.

Querida Ofelia:

El Museo del Prado recibió el Global Fine Art Award por “El Bosco. La exposición del V centenario”, la primera muestra monográfica dedicada en España a este artista y la más completa y de mayor calidad realizada hasta la fecha, que se clausuró con un balance definitivo de 589.692 visitantes, lo que la sitúa como la exposición más visitada en el Prado en su historia.

Esta muestra ha contado también con el beneplácito del público y ha hecho merecedor al Museo del Prado del Youniversal, modalidad del público del Global Fine Art, así como influido muy posiblemente en el reconocimiento como la institución cultural más valorada de 2016, según la encuesta del Observatorio de la Cultura en España.

Inaugurada por sus Majestades los Reyes de España, Don Felipe y Doña Letizia, y Su Alteza Real la Princesa Beatriz de Holanda a finales de mayo, permaneció en las salas A y B del edificio Jerónimos hasta el 25 de septiembre, dos semanas más de lo previsto, con un horario de apertura excepcional, ya que, los dos últimos fines de semana se pudo visitar hasta las 12 de la noche.

Para complementar, explicar y difundir esta exposición única se organizaron una serie de acciones entre las que se encuentra la producción del documental, patrocinado por la Fundación BBVA y dirigido por José Luis López-Linares, El Bosco. El jardín de los sueños, un largometraje rodado en 4K que ha obtenido la Medalla del Círculo de Escritores Cinematográficos en la categoría Documental, y que en Francia ha superado los 70.000 espectadores. También, ha sido nominado en los Premios Goya 2017 en la categoría Mejor película documental y finalista en los Premios José María Forqué al Mejor Largometraje Documental.

La publicación del primer cómic editado por el Museo del Prado también se inscribe en el conjunto de proyectos puestos en marcha en torno a “El Bosco. La exposición del V centenario”, El tríptico de los encantados, un acercamiento narrativo-visual a la obra del Bosco a través de una trama en la que Max, Premio Nacional de Cómic 2007, hilvana tres de sus pinturas conservadas en el Prado, y al que como complemento, el autor ha seleccionado una ambientación sonora para su lectura: “Una cabalgata que atraviesa jardines, paraísos, desiertos, bosques, también infiernos. Nunca se detiene, da vueltas y vueltas en torno a lo ilusorio. No existe una meta para los encantados” (Max). Playlist disponible en Spotify bajo el título La cabalgata de los encantados.

Y, a partir de la excepcional e icónica obra del Bosco, El jardín de las delicias, el Museo del Prado presentó una ambiciosa videoinstalación, patrocinada por la Fundación BBVA y concebida ex profeso para la sala C del Museo, que permitió experimentar y acercarse al célebre tríptico desde un especio sensorial y perceptual, en el cual, el espectador caminaba y compartía el lugar del Paraíso, el Jardín o el Infierno con una multitud de seres, criaturas y cuerpos. En Jardín Infinito, el artista Álvaro Perdices y el cineasta Andrés Sanz, diseccionaron los múltiples mundos pictóricos del cuadro haciendo posible una experiencia completamente inmersiva y envuelta por la composición de un paisaje sonoro.
Como colofón a este programa, la V Cátedra del Prado, cuyo titular fue Reindert Falkenburg, se dedicó al Bosco y a su discípulo ideal, Pieter Bruegel el Viejo.

Con gran afecto y simpatía desde nuestra culta y querida España,

Félix José Hernández.

Deja un comentario