Shlomo Amar ya es español, yo todavía

España ha concedido la nacionalidad por carta de naturaleza al rabino jefe sefardí de Jerusalén, Shlomo Amar, informó su oficina en Jerusalén.

Al mismo tiempo miles de expedientes (80 mil) de nacionalidad de cubanos siguen esperando hace ya 4 años en el consulado habanero.

“España le ofreció al rabino Amar la ciudadanía”, declaró un portavoz de su oficina de información.

El Gobierno español en funciones aprobó en el Consejo de Ministros un Real Decreto por el que se concede la nacionalidad por carta de naturaleza a un grupo de 220 sefardíes que la habían solicitado antes de que entrase en vigor en octubre de 2015 la ley que otorga la nacionalidad por ese procedimiento a quienes demuestren descender de sefardíes y pasen unos exámenes de cultura e idioma.

Estos se unen a otro grupo de unos 4.300 que ya recibieron la ciudadanía hace unos meses por el mismo motivo, haber empezado sus trámites antes de la nueva ley y haber acreditado su condición de sefardíes de origen español.

Amar nació en Casablanca (Marruecos) en 1948 y emigró a Israel en 1962, entre 2003 y 2013 se desempeñó como rabino jefe sefardí de Israel, máxima autoridad en el país junto a su homólogo ashenazí.

Desde 2014 es el rabino jefe sefardí de Jerusalén.

Su oficina precisó al diario “Haaretz” que él no había solicitado la nacionalidad, sino que le ha sido concedida de forma honoraria “en reconocimiento a su trabajo en beneficio de los descendientes de los judíos expulsados de España” en el siglo XV.

Para que la concesión de la nacionalidad se complete, Amar debe entregar en el Registro Civil que le corresponda certificados de nacimiento y de antecedentes penales, y jurar o prometer fidelidad al Rey y obediencia a la Constitución y a las leyes en un plazo de seis meses desde que reciba la notificación de la concesión. EFE

Hispanista revivido.