Ciudadanos plantea que los españoles que residan en el extranjero tengan cobertura sanitaria en España

 

En unas elecciones tan inciertas y, posiblemente, ajustadas como las del próximo 20 de diciembre, todo voto es bienvenido. Por supuesto, también el de los españoles residentes en el extranjero. Hay ya 2.183.048 personas con nacionalidad española residentes en el extranjero, según las estadísticas del Padrón de Españoles Residentes en el Extranjero (Pere). Ciudadanos también quiere hacer guiños y echar las redes sobre estos votantes. Por eso, su programa internacional recogerá una serie de medidas destinadas a este colectivo: que quienes residan en el extranjero tengan derecho a cobertura sanitaria en España o eliminar el voto rogado apostando por el voto electrónico son dos de ellas.

Las propuestas internacionales de Ciudadanos es uno de los ámbitos menos conocidos de la formación, pero en el que el partido lleva meses trabajando con un equipo coordinado por Francisco Andrés, responsable de esta parte programática y coordinador de la Comisión de Asuntos Internacionales. El partido de Albert Rivera considera que debe ser un asunto de Estado. No en vano, en su propuesta de reforma constitucional contempla modificar la Carta Magna para incluir un reconocimiento constitucional de la pertenencia a la Unión Europea.

Entre las medidas que estudian se encuentra el explorar opciones para que los españoles que tras registrarse en el Censo de Españoles Residentes Ausentes (CERA) hayan perdido su tarjeta sanitaria tengan, al menos, cobertura médica durante sus estancias temporales en España. Eso sí, falta por desarrollar cómo se articularía esta atención, bajo que requisitos o condiciones.

Desde del 1 de enero de 2014, los españoles que vivan más de 90 días en otro país pierden su derecho a la cobertura sanitaria en España. Esto provoca que muchos españoles en el exterior prefieren no registrarse en el consulado y así no declarar su estancia en el extranjero. Desde Ciudadanos explican que una persona que ha estado cotizando toda la vida a la Seguridad Social y decide salir a trabajar a otro país, pierde su cobertura.

Tampoco tendría derecho a Sanidad un español de más de 26 años (hasta los 26 sigue bajo la tutela sanitaria de sus padres) que esté buscando trabajo por más de tres meses en el extranjero o que tenga una beca que no cotice a la seguridad social. “Esto deja en una desprotección importante a aquellos españoles que desean regresar o que vuelven por temporadas cortas, afectando sobre todo a los españoles que residen en países fuera de la Unión Europea y que no tienen tarjeta sanitaria europea”, señalan fuentes del partido naranja.

El partido, a través de las redes sociales, ha comenzado a movilizar a sus simpatizantes en el exterior con varias imágenes sobre el proceso de voto. Todo un laberinto debido a la existencia desde 2011 del llamado voto rogado, esto es, el potencial elector es el que tiene que solicitar su derecho a voto de manera independiente para cada cita con las urnas. En las últimas elecciones autonómicas, sólo pudieron votar un 5% (46.382), un 20% menos que en 2011 y un 55% menos que en 2007.

Esta semana ha sido clave para el sufragio desde el extranjero, pues aquellos ciudadanos que no van a estar en España el 20 de diciembre debían haberse inscrito como residentes temporales (ERTA -Españoles Residentes Temporalmente Ausentes-) y solicitar el voto antes del 21 de noviembre. Con todo, en muchas ocasiones las papeletas y la documentación no llegan a tiempo, impidiendo ejercer este derecho.

Ciudadanos quiere eliminar este voto rogado y crear un nuevo sistema, con miras a un voto electrónico, “para asegurar una mayor participación desde el exterior”. Actualmente, sólo Estonia y Bélgica lo tienen instaurado. En España, en 2003, en las elecciones al Parlament, se realizó una prueba piloto para los electores catalanes residentes en el extranjero (Argentina, Bélgica, Estados Unidos, México y Chile). Sin embargo, se trata de un procedimiento con un alto coste.

Otra de las medidas que propone el partido de Rivera en materia de política exterior es crear los puentes y canales necesarios para asegurar la participación del emigrado en la realidad española, creando clusters de conocimiento, agrupando a especialistas en el exterior y conectándolos con instituciones públicas y privadas españolas. ¿Qué son los clusters ? Dos ejemplos ayudan a entenderlo: Australia ha creado una red de más de 20.000 australianos viviendo en 80 países, con oficinas en más de 15 países. Su objetivo es vincular a profesionales trabajando en el exterior con la empresa, el gobierno y la academia australiana en relación a ocho industrias clave para el país. En Chile, la red ChileGlobal pone en contacto inversores ángel y emprendedores asociados a nacionales en el exterior.

Deja un comentario